En la confección de nuestras propuestas de gobierno, hoy iniciamos el Taller de Infraestructura para la Movilidad, con la participación de múltiples sectores. Queremos hacer cambios en Costa Rica basados no en ocurrencias, sino en propuestas con un norte definido, con una ruta clara de cómo vamos a llegar allí. Se trata de iniciativas con un cronograma de implementación de obras en los próximos cuatro años, pero además dejar un plan trazado para el desarrollo de infraestructura a largo plazo, como uno de los retos más apremiantes que enfrenta el país, incluyendo en esta planificación el tema crucial de las posibles fuentes de financiamiento. Queremos que los ciudadanos conozcan desde ahora cómo buscamos mejorar su calidad de vida.